Me conocio la Fibro.


Hasta hacé poco no conocía nada de éste tema, ni si quiera sabia su nombre, ni que era ni a que se debía. Ahora no paro de oírlo, de nombrarlo, de aprender cosas nuevas sobre ello, no me queda mas remedio ya que padezco dicha enfermedad.
Si bien no mata, si puede limitarte físicamente, pero con un poco de ejercicio y voluntad puedes sobrellevarlo, salvo en ocasiones que puedes sufrir crisis, entonces tienes que tomar medicación y reposo.
Pero la lucha es un día a día, sabemos que no hay tratamiento hasta el momento, pero nosotros mismo tenemos que buscar la formula que nos haga seguir hacia delante y superar estos contratiempos que nos hacen el día a día mas cuesta arriba.
No se si ya sabéis que hablo de la Fibromialgia. Una enfermedad dolorosa que ataca a los músculos y a las fibras. Buscado información sobre la enfermedad descubrí una asociación de fibromialgia cerca de donde vivo, por lo que decidí ponerme en contacto para poder aprender mas de primera mano.
A si es como conocí Afibrodon en la cual te dan apoyo psicológico y terapéutico, tanto en sesiones personalizadas como talleres en grupo. Desde que entre en la asociación he de reconocer que he ido cambiando poco a poco de mentalidad, aunque aun todo esto es un poco difícil de digerir creo que lo iré superando con la ayuda de la asociación y claro esta con fuerza de voluntad.
Sigo dando vueltas y mas vueltas y no llego a comprender como he podido desarrollar  una enfermedad en las que en un 85 o 90%  se desarrolla en mujeres, he llegado a la conclusión de que todo esta relacionado con ese periodo en el que estuve dejando de fumar y que esto no es mas que un efecto secundario que sigue provocando el tratamiento de aquellas ” malditas pastillas de ” Zintabac. No me arrepiento de haber dejado de fumar si digo lo contrario miento, pero he de reconocer que me esta pasando factura. – Si cuando encendió el primer cigarro llego a saber que esto me iba a pasar, seguro que no lo hubiera encendido o si -. Por desgracia el ser humano es el único del reino animal que aun sabiendo que algo nos perjudica seguimos haciéndolo. – y que luego se diga que somos los seres mas inteligentes del reino animal -. Si hasta los ratones no caen en el mismo error dos veces, que ignorantes somos por creer que somos inteligentes, si bien es verdad que tenemos la capacidad de aprender mucho y muy rápido algo en nuestro cerebro se bloque cuando leemos o escuchamos la palabra Prohibido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s